DESAYUNO O MERIENDA

Esponjoso bizcocho bañado en almíbar de naranja, todo un clásico

Si es para una celebración, se puede decorar con chocolate. (Foto: cromaconceptovisual/Pixabay)
Si es para una celebración, se puede decorar con chocolate. (Foto: cromaconceptovisual/Pixabay)
Los bizcochos caseros nos pueden sacar de cualquier apuro como postre, para una merienda o un rico desayuno de fin de semana en familia.
Los ingredientes

- 150 gramos de harina
- 250 gramos de azúcar
- 100 gramos de mantequilla (o margarina)
- 3 naranjas
- 2 huevos
- 1 cucharada de levadura en polvo

La preparación

Batir la mantequilla con 100 gramos de azúcar hasta conseguir una crema muy suave. Añadir un huevo y cuando esté todo bien ligado, añadir otro. Añadir la ralladura de media naranja y remover.

Mezclar la harina con la levadura y añadir a la masa del bizcocho junto con el zumo de una de las naranjas. Remover hasta obtener una masa homogénea.

Untar un molde para horno con mantequilla o margarina y echar la masa. Calentar el horno y cocer el bizcocho durante unos 30 minutos a temperatura media.

Para saber si está bien cocido se pincha con una aguja de hacer punto. Si la aguja sale limpia es que está hecho.

Mientras se hornea el bizcocho, echar en un cazo el zumo de dos naranjas, 1 taza de agua y el resto del azúcar.

Cocer a fuego lento, removiendo de vez en cuando, durante unos diez minutos, hasta obtener un almíbar.

Cuando el bizcocho esté en su punto, desmoldarlo, pincharlo y bañarlo con el almíbar.

Si el bizcocho se prepara para una celebración se le puede decorar además con un poco de chocolate. 

Comparte esta noticia

COMENTARIOS